Sábado, 08 Abril 2017 15:59

Camita malagueña al Barça 2-0

Un gol de Sandro en la primera mitad y uno de Jony en el tramo final priva al Barça de sumar tres puntos de oro, en un partido rocoso y complicado a pesar de la insistencia azulgrana.

El Barça marcha de Málaga sin sumar ningún punto. Los azulgranas lo han intentado en todo momento, pero un Málaga muy bien posicionado en defensa ha puesto en complicaciones al Barça, superado en dos contragolpes por Sandro y Jony, este último en los últimos instantes de partido. La derrota aleja al Barça de su objetivo de presionar al líder, que justo esta tarde se había dejado dos puntos en su camino en el derbi contra el Atlètico de Madrid.

Salía con ganas al Barça sobre el césped de La Rosaleda con la prioridad máxima de sumar tres puntos clave para asaltar el liderato de la Liga. Insistente y dominador ha despertado el equipo de Luis Enrique, paciente en el juego buscando la portería de Kameni. El inicio era bueno y el conjunto andaluz se replegaba detrás. Faltaba, sin embargo, profundidad. Lo intentaba Neymar por velocidad y también Suárez, insistente y luchador, pero sin fortuna ante la salida de Kameni, especialmente acertado cuando juega contra el Barça. Y es que este año no ha podido ser superado en ninguno de los dos partidos de Liga por los azulgranas. Messi lo intentaba de falta y Suárez tenía la más clara en un uno contra uno.

Sandro aprovecha la primera llegada

Con el Barça volcado al ataque, un pelotazo a la espalda de la defensa lo ha aprovechado el exazulgrana Sandro Ramírez, para correr solo ante Ter Stegen y marcar el 1-0. El gol dejaba aturdido a los azulgranas, desconcertados tras el gol. Crecía el Málaga, espoleado por su afición, estiraría un poco más las líneas antes del descanso y mermaba la superioridad azulgrana hasta el momento.

No le gustaban los últimos minutos a Luis Enrique y ha introducido Iniesta y Sergi Roberto en la reanudación. Conscientes de que los tres puntos eran básicos para conseguir el liderazgo, el Barça retomaba el duelo con dominio. Neymar desequilibraba, Messi se deshacía de rivales, y Suárez luchaba contra una defensa muy bien posicionada. El partido aumentaría en intensidad y tensión. Messi lideraba los ataques, cazado constantemente con dureza por la defensa del Málaga.

Expulsión rigurosa de Neymar

Interrumpía el juego todo lo que podía el equipo de Míchel, con el interés de buscar la discontinuidad constante y descentrar a los azulgranas. Neymar Jr, que también estaba siendo objeto de faltas constantes, en una acción de desequilibrio ha recibido la segunda tarjeta amarilla, tras derribar Llorente en una acción en la que buscaba portería. Una expulsión rigurosa, la primera de Neymar desde que viste la camiseta azulgrana.

A pesar de los contratiempos, el Barça no bajaría nunca los brazos. Seguía insistiendo por ambos lados, Alcácer situado a la derecha después de sustituir André Gomes. El partido era muy rocoso, con el mismo guion que los últimos tres años contra el Málaga, el equipo que menos goles ha encajado del Barça en la era Luis Enrique. Seguía el conjunto andaluz haciendo faltas- un total de 26-, una de ellas dentro del área sobre Sergi Roberto que el árbitro ha visto fuera del área. Antes, ha anulado un gol por posible fuera de juego de Peñaranda. Sin embargo, el Barça lucharía hasta el final, buscando el gol del empate, vertería con todo, pero no era el día y Kameni volvería a sacar un disparo del omnipresente Roberto, oxigenador sobre el césped.

Los últimos instantes del partido el Barça corría los riesgos que hiciera falta para empatar el partido. El gol no llegaría y el Málaga remataría el partido en un contragolpe rápido que Jony ha finalizado. Los de Luis Enrique vuelven a Barcelona sin los puntos en un tropiezo inoportuno por desaprovechar la oportunidad de asaltar el liderato.

OPINIONES

COLUMNA SALESIANA

© 2017