Sábado, 04 Marzo 2017 13:06

Goleada blanca antes de la visita a Nápoles

El doblete de Benzema y los tantos de James y Asensio dan la victoria al equipo blanco en Ipurua.

El Real Madrid sumó una importante victoria en Ipurua ante el Éibar a tres días del partido de vuelta de los octavos de final de la Champions frente al Nápoles. Los blancos golearon en un encuentro en el que destacó Benzema y que resolvieron en apenas media hora. De hecho, no había transcurrido el primer cuarto de hora cuando se adelantaron en el marcador. Centró Asensio, el esférico se paseó por el área y, escorado, apareció Benzema para superar a Luna en el 14’ y disparar. Yoel rechazó el esférico y el francés le superó en segunda instancia.

Tan sólo un minuto después pudo llegar el segundo. James llegó a la línea de fondo y sorprendió a todos con un disparo con el exterior que obligó al portero local a realizar una gran intervención y a Dos Santos a evitar el tanto sobre la línea de gol. No pudieron hacer lo propio en el 25’. Precisamente el colombiano sería protagonista. Su precioso centro de rosca en el lanzamiento de una falta, tan exquisito como preciso, terminó en la red tras el sutil toque de Benzema con la puntera. 0-2 y doblete del galo.

Conexión de Benzema y James
El partido parecía encarrilado y se resolvió justo cuando se cumplía la media hora. Cambio de papeles con respecto al segundo gol. Esta vez centró Benzema y James sorprendió a todos lanzándose para contactar con el esférico a bote pronto. La conexión Benzema-James estaba siendo definitiva. Así se llegaría al descanso, pese a que Enrich en un remate a bocajarro que mandó Ramos a córner en el 38’ y Benzema y Asensio, seis minutos más tarde, tras una gran jugada individual del francés pudieran cambiar el marcador.     

EL REAL MADRID HA MARCADO EN TODOS LOS PARTIDOS DE LIGA

Benzema estaba siendo el protagonista y nada más iniciar la segunda mitad pudo dar continuidad a su excepcional encuentro marcando un hat-trick, pero su disparo con la izquierda se paseó por la línea de gol en el 48’.

El cuarto
Cada vez que el francés entraba en contacto con el esférico era sinónimo de peligro y quedó demostrado en el 60’. Su pase entre líneas con la izquierda dejó solo a Asensio con mucho campo por delante. El mallorquín asistió a James, cuyo remate se estrelló en el palo. El rechace lo aprovechó Asensió para llevar el balón a la red con la zurda.

El Éibar redujo distancias en el minuto 72 con el tanto de Peña. Los bancos golearon en Ipurua y sumaron, de esta forma, tres puntos más en la lucha por el título de Liga.

Modificado por última vez en Sábado, 04 Marzo 2017 13:13

OPINIONES

COLUMNA SALESIANA

© 2017